martes, 5 de mayo de 2009

Mi Pedrito

Cada vez que mi hijo hace algo nuevo se me escapan las lágrimas de emoción, como si hubiera descubierto algo que nunca antes había visto.

Las nuevas de mi PJ es que su papá le enseñó a decir "chichita", que más bien en sus pala britas suena algo como "chh chh ta", pero es genial; tambien aprendió a pararse de puntitas, a subirse a las sillas grandes él solo, se lava su penecito cuando está en su tina(o al menos eso intenta), intenta ponerse sus zapatos, me quita una toallita cuando le cambio el pañal y se limpia él solito, lleva y trae cosas a quien se le indique, lleva cosas a la basura, apaga el monitor de la PC cuando ya quiere dormirse, etc...

Todos estos momentos que he pasado con mi hijo; estos pequeños logros estoy feliz de poder contarlos porque estuve presente en cada uno de ellos y no los cambiaría por nada en el mundo.

Estoy siendo la madre que quiero ser y siento que hago un buen trabajo; mi hijo es fuerte, inteligente, se ve feliz y activo; es mi más grande orgullo!!

2 comentarios:

Mamá de Alta Demanda dijo...

Que lindo! Seguro se te hace nudo el estómago.
Nosotros antes de que mi hijo comenzara a hablar le decíamos "Chichí", luego cuando aprendió el le empezó a decir "Titi" y ahora no se que le ha dado que le dice "titita", cosas de niños!

Rocío dijo...

jaja que lindo, si claro, es una emoción que da ternura, orgullo sorpresa y mil emociones juntas